Beba asesinada en Oberá

Tras la formal designación de un defensor público, esta semana Isaías B. (19) sería citado a comparecer ante la jueza de Instrucción Uno, Alba Kunzmann de Gauchat, como principal acusado del horrendo homicidio de la pequeña Rita Sofía Gallardo, de apenas once meses de vida.

Si bien en principio la causa se investigaba como “homicidio calificado por el vínculo”, en las últimas horas la magistrada decidió el cambio de carátula a “homicidio calificado por la participación de menores”, lo que complica seriamente la situación de la pareja de la madre de la víctima.

En tanto, la progenitora -una adolescente de 15 años- y su cuñado de 14 años son inimputables y recuperarán la libertad tras cumplimentarse una serie de requisitos legales.

Precisamente, el último viernes ambos fueron acompañados por sus respectivos tutores para prestar “declaración de conocimiento personal”, donde brindaron sus datos filiatorios y demás de interés para la causa.
El mayor cumplió con el requisito de designación de un defensor oficial, puesto que no dispone de recursos para costear a un abogado particular. Luego, los tres regresaron a sus diferentes lugares de detención.

Con relación a la causa, esta semana la Policía concluiría con la recepción de testimoniales para el sumario que será elevado a la justicia. También se solicitaron una serie de informes sobre los antecedentes penales del concubino de la menor, quien en febrero fue detenido por irrumpir armado en la casa de la familia de la chica, en Villa Sommer, localidad de Guaraní.

Respecto a la situación de los menores, toda la información se volcará en un informe que luego será derivado a la jueza Correccional y de Menores, Adriana Zajaczkowski, quien estará a cargo de resolver la situación de los mismos.

Al respecto, la magistrada aclaró que hasta el momento los adolescentes de 15 y 14 años están bajo la jurisdicción de la jueza de Instrucción, por lo que aún no intervino en el expediente.

Se trata de un caso complejo por la inimputabilidad de los dos actores, quienes desde hace diez días permanecen privados de su libertad en diferentes seccionales de Oberá, lo que viene siendo observado por preocupación por organismos de Derechos Humanos.

fuente: el territorio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

We use cookies to ensure that we give you the best experience on our website. If you continue to use this site we will assume that you are happy with it. Ok