Detuvieron a un empleado judicial por golpear ferozmente a su pareja

Un empleado judicial que se desempeña como secretario en el Juzgado de Paz de la localidad de Puerto Esperanza fue detenido ayer por la Policía, acusado de propinar el fin de semana una feroz golpiza a su pareja, una mujer de 31 años, y robarle un maletín con títulos de propiedad a la victima. 

El acusado fue identificado como Claudio W., quien llevaba varios años de relación con la denunciante: Analía Lola Ritter, una comerciante de Wanda que reside actualmente en Esperanza. 

Según pudo reconstruir este medio en base a fuentes ligadas al caso, el ataque se produjo el sábado por la tarde en el domicilio de Ritter, en el barrio Centro de Esperanza. Mientras la pareja miraba televisión, y tras la recepción de un mensaje de texto al celular del empleado judicial, se inició una intercambio verbal entre ambos en el que el hombre le recriminó cuestiones de pareja de manera agresiva a la mujer. Con el correr de los minutos, y en medio de la confrontación, el hombre se volvió agresivo y de un momento a otro atacó con golpes a la dueña de casa.

En diálogo con El Territorio, la denunciante comentó que el hombre la tomó de los pelos para arrastrarla por la vivienda y que en paralelo la golpeó en el rostro, piernas y brazos. Incluso remarcó que el sujeto intentó encerrarla en el baño.

“Me dio un cachetazo y pegué un grito, me agarró de los pelos y cuando corrí para salir por la puerta de adelante me tomó de los pelos y me quiso encerrar dentro del barrio”, añadió la mujer, que contó que, mediante un intenso forcejeo, evitó que el hombre la golpeara más.

“Él es una persona con doble personalidad, en un minuto está bien y al rato se pone como loco”, describió la comerciante la actitud del hombre, que según se supo, no sería la primera vez que se ve involucrado en una acusación por violencia de género.

En torno a esto último, Ritter contó que hace unos seis años, cuando el acusado estaba en pareja con otra chica de Esperanza, el hombre golpeó a quien era su novia en aquel momento y que por ello también fue denunciado ante la Policía.

Aunque agregó que la denunciante tuvo que irse de la provincia a las pocas semanas por supuestas amenazas y extorsiones de parte del empleado judicial. 

Complicidad
En su presentación ante la Comisaría de la Mujer de Esperanza, la comerciante también señaló como cómplice de su agresor a Sergio Cabrera, actual juez de Faltas de Wanda, quien según los dichos de la denunciante serían amigos desde hace muchos años. 

Ritter contó que cuando el sábado se dirigía a la comisaría para denunciar a su pareja, Cabrera se le presentó en su domicilio para pedirle una solución a la situación que no sea la exposición del caso en sede policial. Siempre desde los dichos de la mujer, el juez le manifestó que si ella hacía la denuncia no recuperaría el maletín con los títulos de propiedad que el ahora detenido tenía en su poder.
Y si bien ya había denunciado el caso ante la Policía, a las pocas horas la mujer retiró la acusación con la intención de que al recuperar los papeles se acercara nuevamente a la dependencia policial para volver a visibilizar el caso. Hecho que se consumó al día siguiente cuando recuperó el maletín con los títulos de propiedad. 

Declaración
Por otro lado, trascendió que el acusado fue llevado ayer por la tarde hasta el Juzgado de Instrucción Tres de Iguazú en donde declaró ante el juez Martín Brítes. Luego de la misma el magistrado dispuso que se le notifique la acusación por Lesiones y Amenazas. A su vez, se le fijó una restricción de acercamiento para que no visite a la denunciante como condición para recuperar la libertad. 

fuene el territorio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurarnos de brindarle la mejor experiencia en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio, asumiremos que está satisfecho con él. Ok