caracoles africanos

Alerta en la población por la aparición de “Caracoles Africanos” en Puerto Iguazú y Rico, Esperanza, Wanda, Montecarlo, entre otras localidades.

No hay descripción de la foto disponible.

Se encuentra en la provincia desde hace varios años, aunque no se le ha dado mucha difusión a ésta problemática en la provincia.
Varios fueron los vecinos que utilizaron las redes sociales para mostrar este exótico caracol que llegó a sus jardines, sin saber el daño que este ocasiona.

La lluvia y las condiciones climáticas son favorables para la aparición de estos animales en jardines y espacios verdes.
Entre las enfermedades que puede causar se citan la meningoencefalitis y la angiostrongiliasis abdominal, síndrome similar a la apendicitis.

La especie en cuestión tiene colores bastantes característicos en la concha: negro o marrón oscuro con rayas más claras, amarillentas. El animal puede llegar a medir hasta 20 cm y algunos tienen el color negro también en la parte de abajo de su cuerpo. La baba de este caracol es nociva, por lo que se recomienda no tocarla y, en caso de hacerlo por error o desconocimiento lavarse las manos rápidamente con agua y jabón.

Sospechan que pudo haber llegado hasta aquí por accidente en plantas importadas desde países vecinos “o ingresado ilegalmente por algún particular, ya que el tamaño y belleza del caracol lo hace atractivo para tenerlo como curiosidad o mascota exótica”, puesto que ya existían en Argentina desde el 2007 y en Brasil con mayor anterioridad se cree que ingresaron en el año 2000 aproximadamente.

La imagen puede contener: planta

One thought on “caracoles africanos

  • 18 julio, 2019 at 6:38 am
    Permalink

    Genial justo esto es lo que me faltaba para terminar mi trabajo, al fiiiiin T.T GRACIAS!

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies para asegurarnos de brindarle la mejor experiencia en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio, asumiremos que está satisfecho con él. Ok